domingo, 25 de septiembre de 2011

Moreira : Zetas ,os parados se suman a la recolección de zetas pero cuidado con la actividad

por Humberto Moreira

 

A punto de iniciarse la campaña "estrella" de recolección de setas, entre finales de septiembre y comienzos de octubre, los expertos consultados por Efe subrayan que no basta con unos pocos conocimientos para distinguir el alto número de especies de setas -fruto del hongo- que existen en el país.

Según la médica del Servicio de Información Toxicológica del Instituto Nacional de Toxicología, Salomé Ballesteros, la tasa de mortalidad por ingesta de setas venenosas es "relativamente" baja en España y el escaso número de muertes registradas se deben en su mayor parte a las setas hepatotóxicas.

Éstas poseen un veneno que afecta al hígado y que en los casos más graves requiere un trasplante de órgano.
Ahora, el problema reside en que "se sale mucho más al campo y la gente es un poco inconsciente con el tema de las setas", coinciden en afirmar Ballesteros y el presidente de honor de la Sociedad Micológica de Madrid y profesor del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Francisco de Diego Calonge.

Tradicionalmente, las sociedades micófilas (Rusia, Polonia, Francia, Cataluña o País Vasco) y micófobas (Galicia o Inglaterra) no han tenido intoxicaciones, debido al gran conocimiento por parte de las primeras y el nulo interés de las segundas.
Por tanto, los problemas se concentraban en las llamadas zonas de transición; "actualmente esto se ha perdido mucho, debido a que se ha generalizado coger setas. Muchos urbanitas van al campo, les explican cuatro cosas y creen que saben", añade Ballesteros.

El Instituto de Toxicología, que identifica ejemplares y muestras procedentes de hospitales o médicos forenses, recibe entre 150 y 200 consultas al año, pero no es el único centro que informa sobre esta materia.
A los "urbanitas" se les ha sumado en los últimos años los jubilados y desempleados que "buscan una ayudita" con esta actividad, ya que muchas setas se cultivan pero otras "son muy difíciles de cultivar o son muy caras", explica el Francisco Diego de Calonge.

Este profesor, cuya sociedad micológica ayuda a los aficionados de forma gratuita a identificar las setas, también advierte del necesario cuidado que hay que tener en la recolección para respetar el ecosistema y evitar que no vuelvan a crecer (al estropear su sustrato).

Si se conoce la especie debe cortarse por la base, pero en caso contrario es aconsejable sacarla entera con la tierra para que el experto pueda analizar todos sus componentes, indica.

A partir de octubre próximo, todos los lunes desde las 19.00 horas, el profesor del CSIC junto a otros micólogos, atenderá al público en la recepción de la Facultad de Farmacia de la Universidad Complutense, una actividad que desarrollan desde hace 40 años.

La regla de oro, afirma el profesor de investigación del CSIC, es eliminar los ejemplares en caso de duda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada