martes, 7 de junio de 2011

"Nepotismo y corrupción": ¿el fin del alcalde de Moscú? por Humberto Moreira

El alcalde de Moscú, Yuri Luzhkov, es considerado uno de los políticos más poderosos de Rusia. Tras 18 años de gobernar con mano dura y acompañado constantemente por rumores de dimisión, el alcalde de 73 años se encuentra ahora ante una de sus pruebas más difíciles frente al jefe del Kremlin, Dmitri Medvedev.

Los medios hablan casi a diario de un pronto fin del largo y controvertido dominio de Luzhkov. Por primera vez desde hace años, la televisión estatal rusa NTV puso al descubierto este fin de semana la estructura de la corrupción y el nepotismo en la administración de la capital rusa.

Algo que, en realidad, era desde hace mucho tiempo un secreto a voces para los moscovitas. Pero el hecho de que una televisión estatal critique a un político de ese peso ha causado revuelo.

Hace días que los diarios especulan con que el presidente podría destituir a Luzhkov, partidario del primer ministro Vladimir Putin.

Lushkov vs. Medvedev: ¿bloqueo de la modernización?

Sin embargo, más que de los posibles manejos criminales de Lushkov, los expertos creen que el problema real es que el poderoso alcalde obstaculiza cada vez más a Medvedev en sus intentos de modernización. Una destitución de Luzhkov sería sin embargo un terremoto político y una auténtica primera demostración de poder de Medvedev, creen los expertos.

En los programas "Máximo" y "El affaire de la gorra" -en alusión a la costumbre del alcalde de llevar siempre cubierta la cabeza- los reporteros de la NTV destaparon no sólo las estructuras de corrupción, sino los negocios de la esposa de Luzhkov.

No hay comentarios:

Publicar un comentario