jueves, 23 de junio de 2011

Blog Moreira : México Sub 17 derrota 3-1 a Corea del Norte por Pedro Ferriz

Jong Kwang Hun quedó tendido en el césped, con la cara enterrada al terreno de juego, sabiendo que entre él y el silbante suizo Stephan Studer habían terminado de enterrar a su equipo. Con una actuación muy lejana a la de un debut ideal, México se impuso 3-1 a Corea del Norte y sumó sus primeros tres puntos de su Mundial.

Si alguien hubiera escrito un debut de miedo del Tri nen la competencia se hubiera quedado corto. Y es que ayer, apenas a los tres minutos de partido, los juveniles verdes ya estaban abajo en el marcador, luego de que la zaga, echa un manojo de nervios, no atinara a despejar una pelota que no llevaba peligro, dejando el balón a Jo Kwang, quien mandó disparo que el arquero local alcanzó a tocar, sin poder evitar el tanto.

Tras el desastroso arranque de Mundial, el equipo de Raúl Gutiérrez siguió una cátedra de errores, pero ahora en ataque. SI bien manejaban bien la pelota, Carlos Fierro, delantero azteca, se perdió cuatro oportunidades más que claras de igualar el marcador.

Fue hasta el 37’ cuando el mismo Fierro, en una acción llena de fortuna, por fin pudo meter una y decretó el empate parcial. Carlos aprovechó un despiste de la zaga coreana, que fue techada por una pelota, la cual tomó y mandó a las redes con disparo potente.

El descanso llegó con la paridad en el marcador, con la afición esperanzada en poder festejar un triunfo, pero sin imaginar de que manera se concretaría.

Y es que al 54’, el silbante se equivocó al expulsar al arquero visitante, quien le había ganado una pelota a Marco Bueno, quien tras el choque cayó al césped a las afueras del área. El juez apreció una falta inexistente y los asiáticos se quedaron con 10 hombres.

Cuando parecía que Corea no podía vivir una situación más incómodo, uno de sus jugadores lo hizo posible. Al 68’, luego de un desborde y servicio por izquierda de Giovani Casillas, volante que revolucionó el ataque mexicano, Jong Kwang Sok se tendió de palomita en el área chica, intentando despejar, pero poniendo la pelota en el fondo de su arco, regalándole el triunfo a México, que sin gran mérito dio vuelta al marcador.

De ahí en adelante el Tri dominó a placer a su rival, pero careció de contundencia, manteniendo la mínima ventaja hasta el 86’, momento en el que Giovani Casillas coronó una gran tarde, luego de empujar a las redes una pelota que había dejado el arquero a unos metros de su meta, tras una gran atajada a disparo de Marco Bueno.

Con una mediana actuación, y con ayuda del silbante y un zaguero rival, México selló su debut en su Mundial con un 3-1 que deberá servir para que los dirigidos por Raúl Gutiérrez ganen en confianza y desplieguen mejor futbol ante Congo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada